15 de abril de 2011

-Nocturno: El Que Camina Con Los Muertos de Tony Sandoval-


-Publicado Previamente en Zona Negativa-



Aviso al lector: Me dijeron que no la leyese, que a mí no me iba a gustar, pero no hice caso. Debería haberles hecho caso a esas voces tan sensatas, que me conocen y saben que a mí lo que me gusta son otro tipo de cosas. Si queréis una reseña más favorable de Nocturno: El Que Camina Con Los Muertos la encontraréis en los enlaces de interés.
 

Tony Sandoval es alguien que no tiene entrada en wikipedia, lo que quiere decir que me va a costar más explicar quién es, porque voy a tener que copiar la información de la solapa del cómic y eso requiere el esfuerzo de levantarse a buscarlo y luego escribirlo, espero que me lo valoréis. Tony Sandoval nació en Obregón, en Sonora (para los que de geografía no vayáis muy finos, México) en 1973, y con 24 años publica Nocturno: El Que Camina Con Los Muertos, va haciendo otros proyectos y queda como dibujante de la serie Tinieblas, que al parecer va sobre un famoso luchador mexicano. Uno de sus personajes más famosos es un gato llamado Blacky, que le abrió las puertas para trabajar como ilustrador en revistas y libros infantiles. Actualmente se dedica más al mundo de la ilustración. Otras obras suyas serían Johnny Caronte, El Cadáver y el Sofá, Epidemia de Melancolía o El Revólver.

 Sinopsis de Nocturno: El Que Camina Con Los Muertos

Nocturno es la historia de Seck, un joven que tiene que irse a vivir con sus tíos a la muerte de su padre. El tío lo trata mal y su primo se intenta aprovecharse de él todo lo que puede y más para costearse sus fiestas. Un día se le aparece su padre, no en una visión espectral, sino en forma de cadáver, con el olor y todo, que le dice que se vaya de casa a buscar su sueño. Volverá con un antiguo amigo para recobrar su demoledor grupo de heavy metal que despertará recelos y odios entre sus demás competidores. Ya tenemos a los malos. La historia de amor, como no, no tarda en aparecer. Karen es una joven ayudante de periodista que va a quedar prendada del protagonista, lo que va a despertar aún más envidias entre sus competidores. Cuanto más avanza la historia, más celos se despiertan entre los demás ante este prodigio de la naturaleza que parece ser Seck. 
Crítica y Valoración Personal

Como ya he dicho antes, a mi no me entusiasmó mucho esta obra, pero fue mayormente por un problema de estilos diferentes. Sin ponerme en plan análisis de arte debo decir que el dibujo de Tony Sandoval, a veces, me encanta; sí, algunas son ilustraciones preciosas que pondría en plan poster, pero como dibujo de cómic seguido y regular no me convence. No me gustan los personajes, me recuerdan demasiado a los Rugrats y así es difícil tomárselos con seriedad, no podía dejar de tararear el opening de la serie cuando los veía.

Las visiones oníricas, a mí que soy una malpensada, me hacen recordar esos tés de hierbas que recoge el protagonista en el campo. Vale, quizás sea que mi sensibilidad sea más o menos la de un bloque de hormigón, pero si a mí se me aparece un cadáver putrefacto después de tomarme un té de hierbas del campo que he recolectado yo, no pienso en hacerle caso aunque diga ser mi padre, pienso que debo poner menos amapola en la mezcla. Sí, es una gran batiburrillo entre fantasía y realidad en la que a través de los ojos del protagonista vemos en muchas ocasiones su visión especial de estas. Hasta ahí estamos de acuerdo. Pero una obra así tendría que hacernos sentir la pasión que, bajo su fría calma, se supone que le pone a todo el protagonista de la historia pero se queda en eso, en algo simplemente frío. Estéticamente es bonito, no lo pongo en duda, hará las delicias de mucha gente a la que le guste este tipo de obras. Quizás la culpa sea mía, mi primer cómic del género fantástico fue The Sandman de Neil Gaiman y llegar a ese nivel es terriblemente difícil.

Altamente recomendable para gente que disfruta con obras de corte oscuro dedicándose a analizar las pasiones de sus protagonistas, en serio, lo disfrutaréis. Además, Nocturno tiene su continuación, El Espíritu del Viento, donde se os explicará que pasará cuando Seck sufra su transformación y todo eso, cosa que supongo que será interesante. Al principio quizás he parecido un poco alarmista pero no fui a pegarle al librero que me lo recomendó y vendió ni nada parecido (si bien es cierto que no he vuelto a esa tienda, pero fue por otro tipo de circunstancias) y eso que yo soy muy de quejarme cuando me pasa algo así y por ello ya la mayoría del personal de las tiendas que visito pasa de recomendarme nada. El principal problema de Nocturno es que te deja igual que estabas, no emociona, no llega. Es como ver una película con una fotografía acojonante que no te cuenta nada, has pasado el rato entretenido, pero nada más. Aún así, me han dicho que Tony Sandoval en El Espíritu del Viento lo hace bastante mejor. Quizás hasta un día me lo compre y todo, que yo soy una de esas personas que no aprenden nunca.

Ver también:
Reseña de Nocturno: El Que Camina Con Muertos de Tony Sandoval en Moneiots