26 de abril de 2010

The Big Freak-Effect Theory - Expediente (V)-


-Mi nombre es Dee, John Dee-

«Yo buscaba el nombre más simple, sencillo y de sonido más plano que pudiera encontrar [...] Podrían suceder cosas exóticas con él y a su alrededor, pero él seria una figura neutral; un anónimo y franco instrumento, empuñado por un Departamento del Gobierno.»

Ian Fleming



Este post estaba pensado como celebración a la posición que obtuvo esta sección del blog, The Big Freak-Effect Theory, en el ranking de los mas leídos del año pasado, que con el Expediente II: Persiguiendo a Cels quedó en el puesto séptimo de los más leídos, el número de la suerte y a su vez el número de pecados capitales. Para celebrarlo he decidido diseccionar el origen de un célebre y conocido personaje de la literatura y el cine contemporáneos: James Bond, el mítico Agente 007.


Para ello voy a empezar con la numerología. ¿Por qué 007? La respuesta la tenemos en la antigua Inglaterra del período isabelino con el Dr. John Dee. Este personaje histórico es un conocido matemático, astrónomo, astrólogo, alquimista y cabalista inglés que hacia de adivino y asesor de la reina Isabel I de Inglaterra (llamada La Reina Virgen). Para haceros una idea de cual sería el papel de este extraño personaje en la corte isabelina echad un ojo al papel que tiene el Dr. Extraño en la miniserie de Marvel, guionizada por Neil Gaiman, 1602 pues su personaje se inspira él. Ahora bien, ¿qué tiene que ver este personaje con el agente secreto de Ian Fleming y con el significado del 007? Resulta que en su correspondencia con la reina el Dr. John Dee usaba una firma especial para evitar que cuando los espias la pudiesen interceptar no dieran con el emisor del mensaje. Esa firma era 007, los dos ceros hacían mención a "tener los ojos siempre abiertos", como siempe aconsejaba el Dr. John Dee, y el 7 por ser el número cabalístico de la suerte (por cierto, si hacéis una tabla de estadística os daréis cuenta que el 7 es el número que mas probabilidades tiene de salir cuando se tiran dos dados).


Ya tenemos la numerología, pero no la etimología, así que nos hacemos la gran pregunta, ¿ser o no ser James Bond? O como diría Martin Heidegger, ¿por qué James Bond y no mas bien la nada? Bueno pues al parecer en febrero de 1952 Ian Fleming estaba de vacaciones en Jamaica en una casita bautizada con el nombre de Goldeneye (mmm, ¿de qué me suena?) y allí conoció a cierto ornitólogo americano que había escrito un libro titulado Birds of the West Indies. Ese ornitólogo se llamaba curiosamente James Bond. Teniendo esto en mente quiero que recordéis esta escena de la última pelicula de James Bond protagonizada por Pierce Brosnan.




¿Coincidencias? No lo creo. Este artículo se autodestruirá en 5 segundos...



Artículos relacionados:
The Big Freak-Effect Theory -Expediente (I) Todo lo que quiso saber sobre Woody Allen y Superman y nunca se atrevió a preguntar-
The Big Freak-Effect Theory -Expediente (II) Persiguiendo a Cels-
The Big Freak-Effect Theory -Expediente (III) Filosofía de Perdidos-
The Big Freak-Effecy Theory -Expediente (IV) la Convención de Asesinos de Alan Moore y Neil Gaiman-


1 comentario:

Mythos dijo...

No soy un gran fan del personaje pero siempre es curioso leer sobre origen de este tipo de iconos culturales. Lo mismo pronto se dan cuenta de esto y hacen un James Bond con el personaje de John Dee a lo Sherlock Holmes de Guy Ricthie xDD
Por cierto eso de que el siete es el número que más se repite al tirar los dados será cierto pero siempre que no sea el número que necesitas para ganar el juego. Ley de Murphy pura y dura xD